Cuadro de texto:  
Dispersión

 Elige una
 opción:
    
    
 




 




 
ETSMRE
UPV
Contactar
 
viñeta El fruto, además de proteger a las semillas en su desarrollo, tiene la misión de dispersarlas para ampliar el área de distribución de la planta. Los frutos aprovechan distintos mecanismos para desplazar a las semillas:
 
viñeta Viento: las semillas pueden ser de un tamaño muy reducido o bien presentar apéndices a modo de alas o penachos de pelos para que el viento las arrastre, estos frutos se denominan anemócoros; las plantas que presentan este mecanismo se denominan anemocoras.
 
viñeta Animales: los animales se encargan de manera voluntaria o involuntaria de dispersar los frutos; las plantas que presentan este mecanismo se denominan zoocoras.
 
viñeta Agua: el fruto es dispersado por la lluvia o arrastrado por corrientes de agua; las plantas que presentan este mecanismo se denominan hidrocoras.
 
viñeta Autodispersión: la planta presenta adaptaciones mecánicas de propulsión de los frutos o las semillas; las plantas que presentan este mecanismo se denominan autocoras.
 
viñeta Existen plantas cuyos frutos son dispersados por más de un agente o vector (policoras) y también ocurre que en algunos casos la planta presenta diversos tipos de frutos (heterocarpia), como ocurre en los capítulos de algunas compuestas donde aparecen frutos de tipo aquenio con distinta morfología o con presencia o ausencia del vilano, permitiendo una dispersión más flexible y eficiente.
 

 

 

© Copyright 2003 Francisco José García Breijo    Contacto: fjgarci@bvg.upv.es